CURSO PARA EMPRENDEDORES

Curso de creación y gestión de empresas. Rellena el formulario y recibe información GRATIS ¡ CLIC AQUÍ ¡

lunes, noviembre 11, 2013

Cocinando , estudiando y emprendiendo

Un grupo de estudiantes de ADE ha creado una asociación ficticia para ayudar a cocinar de manera creativa, sana y con poco dinero.

Sara Longás, Irene López, Eneko López de Dicastillo, Beatriz Molinos, Sandra Moñibas y Roxana Ungureanu son seis alumnos decuarto del Grado de Administración y Dirección de Empresas de la Universidad de Zaragoza decididos a demostrar que se puede comer bien a pesar de la crisis. El sexteto coincidió en la asignatura optativa de Dirección de Entidades de Economía Social y desde septiembre tienen la tarea de crear una entidad social ficticia con fines no lucrativos. Con esta premisa han creado la asociación ficticia El Bocau y su objetivo es transmitir al público cómo elaborar recetas sencillas y económicas, de forma que con pocos ingredientes se puedan obtener más raciones. 

Los seis jóvenes se han propuesto prodigar el ejemplo de la cocina anticrisis y el viernes ofrecieron una masterclass sobre los fogones del centro Joaquín Roncal. Allí enseñaron cómo cocinar de una forma más eficaz y económica con alimentos aragoneses gracias a unas pautas sencillas. Risotto de verduras y pan de trigo ecológico fueron las recetas que enseñaron a cocinar.

Para participar, los asistentes tuvieron que preparar un pequeña tapa que fue evaluada y las diez mejores consiguieron el acceso a la siguiente masterclass que tendrá lugar el próximo 15 de noviembre, de nuevo en el Joaquín Roncal. 

“El viernes contamos con la ayuda del cocinero Jonatan de Dios y completamos el aforo permitido con 40 personas que dividimos en dos equipos. Tuvimos más solicitudes de participación, pero solo les pudimos permitir como público”, cuenta Irene López, quien asegura que esta primera jornada fue un éxito. “Tras la primera jornada tuvimos muy buenas sensaciones y estuvimos pensando cómo podíamos continuar con el proyecto porque la gente nos animó a ello”, añade. 
Pero El Bocau no es solamente cocina. Tras la asociación ficticia también existe un trasfondo de aprendizaje. Para ello cuentan con la colaboración de la Asociación Feeding que impartió una charla sobre el desperdicio de comida a la que se sumó otra acerca de los huertos urbanos.
Otra oportunidad de cocina anticrisis
Tras el éxito cosechado en la primera jornada, El Bocau ya espera con ganas la llegada del próximo 15 de noviembre para seguir cocinando contra la crisis. Los finalistas se dividirán en dos grupos de cinco personas que tendrán que competir. La idea es que con los ingredientes proporcionados sean capaces de elaborar un plato aplicando los trucos y consejos que aprendieron en la primera sesión. De nuevo, también contarñan con la presencia de la asociación Feeding, la cual intervendrá ayudando a los equipos con consejos.

Al finalizar el concurso que tendrá una duración aproximadamente de dos horas habrá una degustación de los platos y será el jurado quién decida cuál es el equipo ganador. Finalmente se procederá a la entrega de premios que finalizará con un discurso de agradecimiento de la asociación el Bocau. 
Vía: El periódico de Aragón