CURSO PARA EMPRENDEDORES

Curso de creación y gestión de empresas. Rellena el formulario y recibe información GRATIS ¡ CLIC AQUÍ ¡

martes, marzo 18, 2014

Consejos para padres emprendedores

Se acerca el Día del Padre… ¿es posible ser emprendedor y criar a un niño a la vez? Estos son algunos consejos para compaginar ambas ocupaciones.

Ser emprendedor y ser padre son ocupaciones que tienen bastantes características en común: requieren mucho tiempo y atención, son un reto constante y siempre una situación nueva (por muchos hijos o startups que tengas a tus espaldas), y ofrecen también muchas recompensas. Tienen tanto en común que hasta se dice que cualquier persona con hijos tiene cierta ventaja a la hora de emprender, ya que ha adquirido con su experiencia paternal una serie de habilidades muy prácticas si se quiere lanzar una startup.
Pero a nadie se le escapa que hacer las dos cosas a la vez, criar un niño y lanzar un negocio nuevo, puede ser una situación muy estresante y difícil de manejar. ¿Es posible ser padre y emprendedor? Con motivo del Día del Padre, que se celebra el próximo miércoles, repasamos algunos consejos para padres emprendedores:

1. Organización. Organizarse para evitar que tu vida se convierta en un caos completo que afecte de forma negativa tanto a tu negocio como a tu hijo es la clave de todo. Ten una agenda bien clara en el formato que prefieras, repasa todos los días antes de ir a dormir las tareas para el día siguiente (y prepara las que puedas para no perder el tiempo) y haz listas de tareas que necesitas hacer.
2. Prioriza. El punto anterior, en el momento de hacer las listas, puede tener un efecto contrario y hacer que entres en pánico al ver todo lo que tienes que hacer y el poco tiempo que tienes. Coge aire y repasa esa lista: ¿tienes que hacer todo hoy? ¿hay tareas que pueden esperar? ¿hay tareas de las que puedes prescindir? ¿hay tareas que puede hacer otra persona? Priorizar y tener claro qué es importante y qué no tanto es clave para reducir tus niveles de estrés.
3. Combina vida laboral y personal. Este consejo es un poco contrario a lo que se suele decir, pero hay veces en las que no es posible separar ambos mundos, especialmente cuando ambos piden de ti más de la mitad de las horas del día (y se supone que debes dormir también). ¿La solución? Combinar y flexibilizar. Trabaja en casa, llévate al niño a la oficina (lo bueno de que sea tu startup es que tú eres el jefe), y recuerda que los niños se acuestan pronto… esas primeras horas de la noche se convertirán en tus horas más productivas.
4. Ofrece toda tu atención. El consejo anterior es solo para cuando no es posible separar ambas esferas y no significa que debas combinarlas en todo momento. Es también necesario para la salud mental de todos dejar la multitarea de vez en cuando y centrarte en una sola cosa: en tus hijos o en tu startup. Deja el móvil en casa cuando bajes al parque para evitar distracciones e intenta no coger llamadas personales no urgentes también durante un tiempo mientras trabajas. Ambas esferas se verán recompensadas cuando vuelvas a ellas con ganas y el cerebro fresco.
5. ¡No estás tú solo! No dudes en pedir ayuda y en delegar también en ambos mundos. Además de tu pareja, en el tema de los niños pueden ayudar otros miembros de la familia o alguien a quien contrates (aunque no sea para cuidarlos, simplemente alguien que se ocupe de por ejemplo la limpieza te liberará mucho). En el trabajo, cuenta con los otros miembros de tu equipo para realizar las tareas entre todos y, si aun así no es posible, no dudes en externalizar algo si puedes.
6. No entres en pánico. Es fácil decirlo… ¿verdad? En realidad es muy posible que en algún momento (en muchos) sientas que el estrés te puede y que tienes demasiadas cosas que hacer, no tienes tiempo, y además estás cansado. Respira profundamente, sal a dar un paseo para ordenar tus ideas (total es muy posible que estuvieras paralizado y sin hacer nada), haz ejercicio un rato. Volverás como miedo y sintiéndote capaz de lograrlo todo.
Vía: itespresso.es