CURSO PARA EMPRENDEDORES

Curso de creación y gestión de empresas. Rellena el formulario y recibe información GRATIS ¡ CLIC AQUÍ ¡

domingo, diciembre 16, 2012

Fuentes para generar ideas de negocios



Las fuentes permanentes para generación de ideas, según Arthur h. Keraloff  son:

n     los propios hobbies, aficiones, actividades que me interesan especialmente.
n     productos o servicios que no existen. ¿por qué?
n     una aplicación inesperada a un producto de uso cotidiano
n     la solución a problemas cotidianos
n     cambios sociales y nuevas necesidades
n     avances tecnológicos: aplicaciones inesperadas
n     cuestionándose su actual ocupación y valorando otras posibilidades

Otras fuentes pueden ser:

n     la demografía,  los cambios en la composición de la población
n     la mejora  de un proceso de trabajo ya conocido surgida de la experiencia o la observación
n     los cambios en un determinado sector que pueden debilitar las barreras de entrada antes existentes


La idea nace de analizar:

ENTORNO     ®         OBSERVACIÓN    ®       INNOVACIÓN

      ­                                                                               +

CAMBIOS                                                 PROYECTO EMPRESARIAL

   ¯

OPORTUNIDADES Y PUNTOS FUERTES

¯                                             ¯

QUÉ CONVIENE HACER             QUÉ  PUEDO HACER


Mediante la observación del entorno y de los cambios sociales  que se producen, se intenta detectar las necesidades futuras o actualmente insatisfechas que puedan suponer oportunidades de negocio.  Las ideas  novedosas o que representen una innovación en su campo de actividad suponen así  mismo oportunidades de negocio. Puede ser útil, no sólo el estudio de nuestro entorno, sino también el de entornos similares  y entornos más avanzados.

El análisis de nuestro entorno así como el de entornos similares y más avanzados junto con  los indicadores sociales y económicos permite predecir la tendencia que van a seguir las pautas de consumo. Por ejemplo, la mejora de la situación económica supone aumento de la renta de las familias y con ello mayor capacidad de consumo así como el crecimiento de necesidades relacionadas con una mayor calidad de vida. El aumento de la esperanza de vida conlleva el crecimiento de población de la tercera edad y con ello nuevas necesidades de servicios destinados a este segmento de la población (ocio, residencias, etc.). La incorporación de la mujer al mundo del trabajo lleva aparejada un cambio en la organización familiar y con ello numerosas  posibilidades: comida rápida, congelados, servicio doméstico, mayores necesidades de plazas de guardería etc.  El afán por el cuidado de la estética  conlleva el aumento de consumo de productos de belleza, deportes, productos alimenticios dietéticos y otros. El aumento de la preocupación por el medio ambiente crea oportunidades en nuevas empresas como las  de reciclaje, productos naturales, o productos que no dañen el medio ambiente entre otros. Y así, una larga lista de posibilidades.